En Abril ya y con el COVID dando guerra

Quién lo diría, pero sí y no nos referimos a abril del año pasado, cuando aquello todos pensaban que sería cosa de semanas. Pero después de un año tenemos que seguir hablando de este mal que nos sigue acechando.

En Ampuero llevábamos unos días con datos 0 en la incidencia, y hoy tristemente vemos que son 3 las personas infectadas. Y la curva en general para toda la comunidad sigue ascendiendo, la situación sigue siendo preocupante y desconcertante.

Situacion Preocupa Abril

Como esto lo escriben humanos, y no la inteligencia artificial, de momento, al igual que a muchos en nuestro interior estamos asistiendo a una situación que no comprendemos. Serán muchos los futuros escritores que tengan a bien interpretar y contar lo que realmente nos está sucediendo, cuando los datos y las conclusiones y sobre todo el momento lo permitan. Y se hará justicia si cuando aquello queda.

Hoy a la gente le cuesta leer, le cuesta interpretar, pocos son los que se cuestionan las consecuencias de las situaciones que nos toca vivir, y aceptar. Y a veces resulta, se vive más tranquilo sin saber o cuestionarte nada. Por eso si te aburres dale al botón para atrás y evitas una lectura quizás para ti aburrida.

Cómo afrontar un nuevo futuro

Estamos como al principio, parece que la enfermedad ha venido para quedarse, y tendremos que vivir con ello y apañárselas como podamos tanto en la salud, en lo económico y lo social.

Al menos con las vacunas, parece y cruzamos los dedos, los mayores estarán más protegidos para este virus que se ha instalado entre nosotros. Algo más fuerte que el de la gripe, y seguramente sobre el que se habrán de vacunar periódicamente.

Los demás, como es imposible con nuestro estilo de vida erradicarlo, lo incorporaremos a ellas y nos lo llevaremos de fiesta, como sucede con otros patógenos que pululan entre nosotros desde que el hombre es hombre y la mujer es mujer.

La solución no es ni la vacuna, que ni tan siquiera lo es, es un mensajero como lo llaman, a ver si es capaz de trasmitir el mensaje correcto a nuestra células y que el virus se atenúe, entre un gran número de población vacunada. Y el experimento les salga bien, parece que de momento sí, aunque siempre existe una duda razonable, y alguna marca ya muestra algún efecto secundario a corto plazo, nos queda el medio y el largo.

Plazos a los que habrá que sumar el resultado de la gestión, la ruina económica y el endeudamiento de un país con cuatro millones de parados, y una clase ejecutiva que no ha sido capaz de llevarnos por el mejor camino en una crisis de esta magnitud.

Clase empeñada en llevarnos al enfrentamiento, e incapaces de llevar a buen término un debate político y constructivo para mejorar la vida de las personas, tristemente y descaradamente siguen demostrando su único objetivo, el mejorar sus propias vidas.

Cada uno debe ser fuerte, y las pequeñas comunidades como la nuestra tiene los instrumentos para hacer frente a lo que viene, nos gustaría que se utilizaran bien, y se proyectara una nueva realidad para Ampuero con un objetivo propio, común y que aporte bienestar y seguridad a todos sus vecinos.

Vemos la lucha a nivel municipal, el talante de unos y otros, la falta de consenso, y lo que se está haciendo, y no se corresponde con esta realidad, ni tan siquiera con las expectativas de muchos.

Ahora dependemos de factores externos, los cuales pueden tambalear una pequeña sociedad a la que mantienen como únicos pilares. Comercio, Empleo, Turismo, etc. Es el momento de construir otro tipo de cimientos. Quizás nos hagan falta diferentes arquitectos y una nueva perspectiva de lo que somos y queremos ser como sociedad.

Nos hemos extendido un poco, pero si has llegado aquí, no dejes que nadie piense por ti, y aplica el sentido común para protegerte tu y a los demás.

A.V.A. Aunque haya personas que piensen que el destino ya está escrito, nosotros somos quienes lo creamos.